El corto Mèmories tiene toda la iluminación hecha mediante drones que sobrevolaban la escena.

La tarea no fue sencilla, en parte debido a la grabación en exteriores. Hasta el más pequeño movimiento del dron, aunque sea para mantener la posición compensando la brisa o el viento, se traduce en un cambio apreciable en la iluminación. Para evitarlo los focos led de 100 vatios estaba montados en los drones mediante un estabilizador de tres ejes que compensaba los movimientos del dron.

Fuente: Microsiervos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies